Supercampo

Twitter

Facebook

G Plus

Suscribite

Agricultura familiar

18/10/2018

Chaco: Hortalizas con valor agregado

Un emprendimiento de cucurbitáceas con restaurante de campo gourmet. Producción y servicios complementarios para la economía familiar en Castelli.

Luego de muchos años de haberse dedicado al cultivo de algodón, en 2001 la familia Ruiz tomó el control productivo de su campo para concentrarse en cucurbitáceas. Actualmente siembra 20 hectáreas (en total son 50, con gran parte de monte nativo) con melones Rocío de miel, Cantaloupe y el criollo característico de la zona con recupero de semilla; sandías Crimson Sweet, Talismán Redonda y Crimson sweet Dumara Elongada; zapallos Atlas, Tetsukabuto, plomo o criollo mediante recupero de semillas, calabaza rayada, zapallo papa, zucchini, tronquito.

“El campo posee en todas las campañas ensayos propuestos por diferentes ámbitos de estudio que van desde el INTA hasta empresas privadas”, describe Alina Ruiz, quien además de productora es cocinera y la responsable de haber montado el restó Anna que ofrece cocina chaqueña y gourmet.

FORMA DE VENTA. Con siembra en julio y cosecha a partir de octubre, las cucurbitáceas son comercializadas en puntos de venta que la familia Ruiz instala cada año sobre la Ruta Nacional 95 a la altura del kilómetro 1.221. “Es un gazebo de caño estructural de 20 metros por 8 donde trabajamos desde octubre hasta finalizar la cosecha en diciembre”, explica Alina. “Está ubicado en un punto estratégico ya que nos permite la entrada de camiones para carga a la finca, los cuales llevarán la fruta a distintas provincias, siendo nuestros mayores clientes San Juan, Entre Ríos, Santa Fe, Córdoba, Buenos Aires y el centro de Chaco. También producimos mandioca, que se comercializa en la feria franca de la ciudad de Juan José Castelli de martes a sábados y que cosechamos de marzo a septiembre, con un rinde aproximado es de 35 toneladas por hectárea”.

CALOR Y MANEJO. Lograr la retención de humedad en el suelo antes de la siembra garantiza el éxito productivo en esta zona calurosa. Para ello entre febrero y marzo se limpia el suelo mediante maquinaria para no permitir la evaporación; el período de pocas lluvias se inicia en abril y va hasta septiembre. El manejo es manual, lo cual implica una alta demanda de mano de obra durante el cultivo de las plantas a las que se le extraen las malezas que ahogan al sembrado. “El uso de herbicida se hace de acuerdo con el crecimiento de las malezas y hasta determinado momento, mientras que los fertilizantes sólo en determinadas ocasiones que la planta demanda una ayuda. Es decir, su utilización es en base a requerimientos y no a una planificación previa”, recalca Alina.

La superficie de la huerta es de 2 hectáreas, una parte con techo de media sombra para proteger las hojas del sol. Se produce de acuerdo a la estación y durante la temporada de noviembre a febrero se cosechan las chauchas de algarrobo del monte con las que producen su propia harina de algarroba sin tostado, que es uno de los ingredientes principales del restó.

EXPERIENCIA. “Mi lugar se llama Anna restaurante de campo en homenaje a mi abuela y ofrecemos ‘Gastronomía del km 0’ porque los productos van de la chacra a la mesa. En 2009 comencé a ofrecer cenas maridadas en la casa del campo, siendo un desafío importante dar a conocer un nuevo concepto de gastronomía en la zona que consistía en puertas cerradas con menú maridado y a ciegas, es decir el comensal no sabía que se ofrecía de comer. El objetivo de Anna Restaurante es incorporar valor agregado a la producción frutihortícola desarrollada en la misma unidad económica, elevar la gastronomía local potenciando la materia prima de la región y presentar una alternativa gastronómica de nivel internacional a los habitantes y visitantes de la zona de influencia de Juan José Castelli”. Platos: pancitos de mandioca, sorrentinos rellenos de charqui, guateado (carne hecha en costra de barro con mandioca y cebollas), helado de cedrón, alfajorcitos de harina de mandioca. La finca está ubicada en Colonia el 44, Lote 338, a 6 km de la ciudad de Juan José Castelli provincia del chaco. Se encuentra a las puertas del impenetrable.

Por Lorena López para Super CAMPO.

 

Archivado en: , , , , , , , ,

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *