Supercampo

Twitter

Facebook

G Plus

Actualidad

04/10/2013

Un 24% del trigo, perdido por la sequía

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires confirmó que una porción importante de la región triguera nacional se encuentra en estado "regular a malo". Ya se observan pérdidas de rinde y área.

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires, en su último informe -difundido ayer-, añadió que los trigales más afectados se ubican en el norte argentino, mientras que en el territorio bonaerense, así como en La Pampa y sur de Entre Ríos, los lotes lograron sostenerse gracias a la caída de lluvias de moderadas a abundantes la pasada semana.

Asimismo, la situación sigue comprometida para los campos ubicados en el margen oeste y norte del área agrícola nacional que “sigue sin poder revertir el fuerte déficit hídrico que afecta al cultivo de trigo”, expresaron los técnicos de la bolsa porteña.

Este es el caso de los trigos ubicados en el centro de Santa Fe y noroeste de Entre Ríos, cuyos cultivos transitan la etapa crítica en condiciones de estrés hídrico y afectados por el golpe que les propinó la helada durante las últimas semanas.

Según la Bolsa de Cereales porteña, “a la fecha, el 24% de las 3,9 millones de hectáreas del cereal se encuentra en estado regular a malo, pudiéndose relevar pérdidas de rinde y de área, quedando superficie que no llegaría a cosecha”.

En el noroeste argentino, la pérdida del área cultivada sería del 30 al 50% en algunas regiones, debido a que “numerosos lotes” se secaron por la falta de humedad y la gran variación térmica.

El resto de los cuadros trigueros aún sigue en carrera, aunque la merma en su rendimiento resulta evidente, motivo por el cual habrá que aguardar a la hora de cosechar si resulta útil recolectar o no.

Es por ello que la lluvia que se acumuló en Buenos Aires, sur entrerriano y La Pampa resulta de vital importancia para el desarrollo de sus trigos, que logran mantener así elevados potenciales de rinde.

También se registran casos donde llovió por demás, como Balcarce y Necochea. Allí los registros de humedad resultan más altos de los recomendados, hecho que podría afectar al cultivo por excesos hídricos.

En el sudoeste bonaerense, los trigales transitan el fin de macollaje y el inicio de la encañazón, y exhiben muy buenas condiciones gracias a las lluvias que se vienen registrando en la región.

Por ello, los especialistas de la bolsa porteña admiten que “el sur, centro y este de Buenos Aires siguen experimentando muy buenas condiciones (para los cultivos de trigo) y [esto es] gracias a las precipitaciones de las últimas dos semanas”.

En tanto, en la zona norte y oeste bonaerenses, los cultivos se lograron recuperar de la seca, motivo por el cual actualmente se encuentran en buenas condiciones.

FUENTE: DyN

Archivado en: , , , , , , , , , ,

 

 

Un pensamiento en “Un 24% del trigo, perdido por la sequía”

Deja un comentario