Supercampo

Twitter

Facebook

G Plus

Ciencia y tecnología

15/01/2013

Elección de caballos por el sexo

Científicos de la Fauba desarrollaron una técnica que permite tomar una biopsia de un embrión de sólo siete días de vida y determinar su sexo antes de implantarlo en la madre.

LA FACULTAD de Agronomía de la UBA (Fauba) desarrolló con éxito una nueva tecnología que permite determinar el sexo de los caballos cuando el embrión posee apenas una semana de vida, a partir de una muestra microscópica que se analiza en el laboratorio con una “fotocopiadora de genes”. Los investigadores ya lograron producir la primera potranca de América latina bajo este sistema.
“Usamos la tecnología PCR, por sus siglas en inglés, que significa Reacción en Cadena de la Polimerasa, o fotocopiadora de genes, y que permite realizar una biopsia embrionaria y determinar el sexo de los embriones antes de transferirlos a la yegua, para generar una cría del sexo deseado. En el caso de los caballos de polo es una gran ventaja, porque los haras necesitan reproducir una mayor cantidad de hembras”, explicó Daniel Salamone, director del Laboratorio de Biotecnología Animal de la Fauba. Y añadió: “El embrión que no es del sexo buscado se puede congelar y vender, o usarlo en la producción de células madre”.

En agosto nació la primera potranca argentina, hija del gran campeón Espi Balú, producida con la técnica de PCR. Fue resultado de 11 meses de gestación y un año previo de trabajo científico realizado por el equipo de la Fauba que, además de Salamone, estuvo integrado por los veterinarios Javier Jarazo, Andrés Gambini y el biólogo molecular Rafael Fernández Martín. En tanto, el Haras La Vanguardia, de Willem Melchior, donó el instrumental para llevar adelante las investigaciones y puso a disposición un campo de la localidad bonaerense de San Andrés de Giles, donde se recolectaron y se implantaron los embriones, luego de analizarlos en la Fauba.

Siga leyendo la nota en Super CAMPO de enero

 

Archivado en: , , ,

 

 

Un pensamiento en “Elección de caballos por el sexo”

Deja un comentario