Supercampo

Twitter

Facebook

G Plus

Suscribite

Agronegocios

03/10/2019

Bayer emprende un camino audaz con nuevos estándares de sustentabilidad

Este año, Future of Farming Agriculture (en inglés) de BAYER propuso dialogar con distintos referentes del mundo de la producción, periodistas y científicos sobre la sustentabilidad. Participaron 150 influencers de 40 países.
Liam Condon, member of the Board of Management of Bayer AG and President of the Crop Science Division, at the Future of Farming Dialogue 2019.

El Diálogo sobre el Futuro de la Agricultura 2019 en la que participaron 150 influencers de 40 países se realizó el 1 y 2 de octubre en Monheim y Leverkusen, ambas ciudades alemanas muy atravesadas con la cultura Bayer porque el gigante de la farmacéutica y los alimentos es una de las grandes compañías de la región.

Nacida eminentemente química, hoy Bayer se ha convertido en líder de la agricultura global al comprar hace 1 año a la norteamericana Monsanto. Luego de la adquisición y en plena formulación de como será la nueva Bayer CropScience, el Future of Farming Agriculture (en inglés) propuso dialogar con distintos referentes del mundo de la producción y el consumo sobre la sustentabilidad. Y para que quede en claro que no es sólo una expresión de deseo, le pusieron cifras a las aspiraciones. Reducir 30% las emisiones al 2030, reducir 30% el impacto de la protección de cultivos en el medio ambiente y empoderar a 100 millones de campesinos ayudandolos a duplicar sus ingresos.

Sobre la agricultura opinan muchos, pero pocos entienden los desafíos que deben enfrentar a diario los agricultores. Bayer fue contundente al presentar su nuevo proyecto de sustentabilidad y al decir con todas las letras que no puede enfrentarlo solo. Y en esto esperan que los agricultores también hagan esfuerzos para que se escuche su voz. Nunca hubo tanto interés sobre la alimentación como ahora, sin embargo la realidad marca que los consumidores no tienen información clara sobre cómo se producen los alimentos.
En la apertura del FoFD 2019, Liam Condon, presidente de Bayer CropScience, destacó 3 factores que cambian notoriamente el panorama de la actualidad, y que obligan a repensar los negocios de manera sustentable, entre ellos el aumento de la población, el cambio climatico y el avance tecnológico. “Hubo un incremento continuo y dramático a nivel mundial. Estamos en mas de 7 mil millones de personas y en los últimos 13 años solamente, la población creció mil millones de personas. Eso pone mucha presión en el planeta. Hay que hacer algo. Tenemos poca tierra, poco agua. Los recursos son limitados. El desafío para la agricultura y para todos nosotros es ver cómo alimentar el número creciente de personas preservando. Hay que producir de la forma mas eficaz posible para que tenga el menor impacto en los recursos naturales. Cualquier consumidor en el mundo se plantea esas preguntas. Tenemos que ver como lograrlo. Como empresa tratamos de ver como solucionar esos problemas y creemos que las tecnologías digitales tendrán un rol protagónico”, dijo.

Además, admitió que el liderazgo del mercado conlleva responsabilidades. “Como Bayer tenemos la oportunidad que nos llega de nuestro mercado general donde somos líderes para casi todos los cereales en el mundo. Queremos ser excelentes, que los productores, consumidores y el mercado se beneficien. Presentar mas innovación de forma rápida y ofrecer más soluciones digitales”, agregó.

Por otra parte, adelantó que la compañía trabaja en un nuevo modelo de negocios, una especie de win-win apalancado en el uso de las nuevas tecnologías digitales. Por caso, Field View, la plataforma de la firma es líder en el mercado. Tenía 60 millones de usuarios globales en 2018 y llegó a los 90 millones este año. “Tenemos 60 empresas externas que son socias y proveen datos. Analizamos los datos y los ponemos a disposición de los agricultores para tomar decisiones. FIELDVIEW ayuda a trazar en tiempo real que está pasando en el campo, sin pasar por ahí. Y el productor puede decidir en tiempo real”, explicó para profundizar en el nuevo modelo de negocio en el cual el productor paga según el resultado. “Imagínense un mundo donde hacemos una recomendación, garantizamos resultados y nos pagan si la recomendación fue correcta. Esto es algo que estamos probando en EE.UU con resultados muy prometedores”, agregó. El costo de mantener el servicio de la aplicación es de u$s1000 al año, para cada agricultor, sin importar las hectáreas.

Un bloque adicional mereció el cambio climático con la cada vez mas constante ocurrencia de fenómenos extremos que requieren intervenciones rápidas para asegurar la comida a nivel global. Condon puso muchas expectativas en el nuevo maíz de tallo corto que este año se lanza comercialmente en México. Este cultivo permitiría resistir mejor a los vientos fuertes y tormentas, evitando el vuelco y el quiebre de tallo, entre otros beneficios. “La agricultura requiere la diversidad. Como Bayer tenemos como objetivo recurrir a la ciencia y esto tendrá impacto sobre la vida. La humanidad enfrenta desafíos y como empresa tenemos que ver como impactar en forma positiva”, aseguró.

Como último punto, el presidente de Bayer CropScience se refirió a los movimientos globales en torno al cambio climático. “Muchos jóvenes están enfadados y con razón porque quieren un futuro mejor. Creemos como Bayer que no somos quienes para decirles a los jóvenes cómo trabajar, sino que debemos trabajar con ellos para que conformen ese futuro. Por eso llevamos adelante varios programas para jóvenes. En Brasil estaremos en noviembre en el Youth Ag Summit, con centeneres de jóvenes con los que queremos hablar de agricultura”. Para ir entrando en tema, en el FoFD2019 un moderador millenial participó de gran parte de los debates.

Hoy hay debate fuerte sobre esta industria. Bayer y Monsanto están re acomodando sus cargas en una nueva compañía que, aseguran, no es la suma de ambas, sino una nueva que enfrente los problemas del momento. Se ve voluntad de cambio en el crecimiento. “Queremos progresar para diseñar la agricultura del futuro porque es parte de la solución para luchar contra el cambio climático”, concluyó Liam Condon. En momentos en que tanto se habla de seguridad alimentaria, es una buena noticia que los que líderes del mercado se fijen como meta insoslayable hacerlo en forma sustentable. Porque el resto es probable que se encolumne tras sus pasos. Nunca como hoy se cuestiona tanto sobre la comida. Pero hay que sentarse a dialogar con información y certezas.

Por María Lorena Rodríguez para Super CAMPO.

Archivado en: , , , , , , ,

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *