Supercampo

Twitter

Facebook

G Plus

Actualidad

04/09/2013

NOA: inauguran laboratorio modelo

La nueva planta cuenta con tecnología de última generación. Favorecerá el desarrollo territorial del norte del país.

Este laboratorio modelo del INTA se encuentra en el campo La María de La Abrita, departamento de Silípica, Santiago del Estero. Su principal función será generar datos bajo normas de calidad certificada, y estará destinado a mejorar la situación de las regiones del NOA y NEA.

Con tecnología de última generación, formará parte de la Red de Laboratorios de Suelos, Agua y Vegetales (Rilsay), nucleada por este instituto y con 30 sedes en todo el país.

José Ignacio Arroquy, técnico del INTA Santiago del Estero y responsable del área de forrajes y nutrición animal de los nuevos laboratorios, declaró: “Contar con equipos e infraestructura nos permitirá avanzar en investigación en áreas subtropicales y semiáridas, sobre todo, teniendo en cuenta el crecimiento que tuvo la ganadería regional”.

La obra ocupa una superficie de 700 metros cuadrados, y allí trabajarán técnicos del INTA, universidades e institutos del CONICET con el objetivo de ofrecer servicios internos y externos sobre calidad de las aguas y valor nutritivo de los alimentos (digestibilidad in vivo, in vitro e in situ, proteínas, fibras, carbohidratos solubles y otros).

“Se brinda un informe de datos con análisis de rutina de determinación de carbono orgánico total, nitrógeno total, fósforo disponible, conductividad eléctrica, pH y otros que son sólo de investigación (cationes solubles e intercambiables, nitratos y CIC) que sirven para que el agrónomo que maneja el campo cuente con datos específicos y en función de esa información decida el tipo de cultivo que podría producir”, agregó Abel Azar, responsable del laboratorio de suelos.

Según Arroguy, esta nueva planta permitirá a los productores de la región “analizar y ajustar la alimentación de los animales según los resultados de los estudios que aquí se realizan, y esto les brindará la posibilidad de conocer la calidad y la respuesta que se puede esperar en la producción animal”.

“Apuntamos a ser referentes de la región del NOA fundamentalmente porque trabajamos bajo las nomas de calidad para las determinaciones analíticas como son las ISO 17025”, finalizó Azar, al tiempo que añadió que, para lograrlo, los técnicos trabajan en la generación de protocolos para obtener datos e informes que los habilitan para formar parte de la Rilsav.

 

 

Archivado en: , , , , ,

 

 

Deja un comentario